2.5.16

Haz lo que te gusta, rodéate de lo que te gusta



Siempre he sido un desastre organizando cosas. Cuando vivía con mi madre, mi cuarto era una "leonera" y ella no dejaba de insistir en que lo ordenara. Era para nada, después de ordenarlo, a las pocas horas, ya estaba otra vez desordenado.

Así que poco a poco fui asumiendo que yo era un desastre y que jamás habría orden en mi entorno, a menos que me esforzara muchísimo para después el torbellino arrasara todo de nuevo.

Las cosas no ocurren por casualidad, yo creo que si estás atenta, la vida te trae lo que necesitas. Hace unas semanas, una amiga mía me habló de un libro que a ella le gustó mucho y que cambió su idea de orden: La magia del orden, de Marie Kondo.

¿Existe algo que añadir al tema del orden?


Eso fue lo primero que pensé. ¿Se puede escribir un libro sobre ordenar la casa? ¿Pero eso cómo va a ser?

No solamente lo ha escrito, sino que esta mujer ha vendido muchos libros y gana dinero con ello. Vamos, una idea brillante. Un ejemplo de cómo algo que te gusta en tu vida, o algo que tú ya eres, si lo lanzas al mundo, puede venir de vuelta con una gratificación económica.

¿Merece la pena el libro?


Cuando llegué a casa miré en San Amazon, y ahí estaba. No era muy caro, pero realmente, ¿qué me iba a mí a contar un libro sobre cómo ordenar la casa? Me lo pensé dos veces... Así que no lo compré.

Me olvidé de él.

Unas semanas más tarde, vuelve otra vez a aparecer el libro en mi vida. Leyendo los comentarios de algunas mamás tuiteras, una de ellas comentaba que el libro era estupendo. Que aunque ponía algunas cosas "raras" que le había gustado.

Ya no ignoro este tipo de cosas. Dos veces aparece el libro en pocas semanas... así que bueno, lo añadí a mi colección.

El aquí y el ahora de los objetos. 


Lo más sorprendente de este libro, es que aunque no lo ponga en la descripción ni nadie hable de esto, hay una conexión con la corriente gestalt bastante importante.

En mi formación he aprendido que cada relación personal tiene su motivo, e incluso si una relación no puede ser, es que no tiene remedio. Le agradecemos que haya estado en nuestra vida y nos despedidos.

Marie habla de centrarsen en el aquí y ahora de los objetos. Un recuerdo de una boda, dio servicio a una emoción. Tenerlo guardado en el fondo de un armario no sirve para nada. Es más, genera sentimiento de culpa si no se usa o está abandonado.

Esta filosofía es la que Marie Kondo aplica en su método. ¡Nunca había visto este nuevo enfoque aplicado a los objetos!

De pronto, muchas cosas tuvieron sentido. Ella propone que en vez de ordenar sin más, te quedes primero con aquellas cosas que realmente te hacen feliz. Tiene mucho sentido. Igual que he aprendido a hacer las cosas que me gustan, rodearse de lo que nos hace felices, es un valor añadido a nuestra búsqueda de la felicidad.

Incluso habla de esa ropa que compramos y que está colgada en el armario sin usar. ¿Desecharla? Sí, el dinero que gastamos sirvió para pagar la emoción del momento. Agradezcámoslo. 

¡Hay muchas cosas en casa que no nos gustan!


Mira alrededor. Yo tenía unas cuantas cosas. Una vela que nunca enciendo medio escondida porque no hace juego con los muebles, un adorno de cerámica que me trae mal recuerdo, etc. En la alacena, algunos tapper sin tapa y que "me caen mal"...

Cada vez que vemos esos objetos, nos ponemos de mal humor, aunque lo ignoremos, y nuestro hogar empieza a no ser un lugar en el que estamos agusto. 

Esto es muy importante. Cuando algo no nos gusta y es imposible cambiar, debemos abandonar. Pelear por mantener el vínculo nos desgasta.

Los caracteres y los objetos. 


Una de las cosas que menciona Marie, aunque no profundiza mucho, es que lo que almacenamos en casa dice mucho de nosotros. 

Las personas de carácter avaricioso, que acumulan muchas cosas "por si algún día les hace falta" viven con ansiedad de cara a un futuro incierto. No quieren afrontar el dolor que les supondría salir de su zona de confort y probarse sin recursos.

Las que viven en el pasado han anclado en el objeto la relación con la otra persona, como un hechizo. Tirar el objeto es tirar la relación.

Las personas acumulamos cosas en función de nuestro estilo de apego. Por ansiedad o por melancolía. 

También soportamos objetos que no nos gustan y es una agresión de la que no somos conscientes. Como soportamos una pareja que no nos ama o un trabamo que nos enferma. ¿Te está pasando esto?

Creo que si el movimiento lo empezamos en nuestra casa, con nuestros objetos, nos va a ayudar a mover el resto de cosas de nuestra vida.

Debilidades del libro "La magia del orden"


Lo primero, que ella dice que hay que hacerlo del tirón. Eso puede significar tener dos o tres días de vacaciones para hacerlo. Sería como hacer una mudanza.  Dice que hacerlo poco a poco no es tan efectivo.

Segundo, desechar las cosas y tirarlas a la basura, no es ecológico. Yo creo que sería mejor donarlas o venderlas, porque el mundo no soportaría eso. Como punto positivo a esto, cuando empiezas a mirar con estos ojos a los objetos, el impulso de comprar es más comedido.

Fortalezas  del libro "La magia del orden"


Bueno, quiero terminar con las fortalezas. ¿Por qué debes leer este libro? (ojo, que yo no lo vendo ni gano comisión por esto, pero me ha encantado y quiero compartir mi entusiasmo contigo)

- Ofrece un nuevo enfoque sobre el orden en la casa que se basa en deshacerte de lo que te hace infeliz.

- Nos da una visión de cómo es la relación que tenemos con los objetos e incluso lo relaciona con algunos tipos de carácter. Esto es muy interesante.

- Nos ayuda a desapegarnos de los objetos y poder vivir libres de lastres.

- Nos libera de la culpa. La relación con nuestros seres queridos no se deposita en los objetos que nos regalan, por ejemplo.

A continuación, en mi vídeo, os voy a mostrar cómo sería el proceso de deshacerte de algunas cosas de casa. ¿Te animas? ¿Abrirías el peor cajón de tu casa en público?





¿TE HA GUSTADO LA ENTRADA?


DESCÁRGATE GRATIS EL EBOOK "MI EXPERIENCIA DE RESILIENCIA" SUSCRIBIÉNDOTE A MI BLOG.



4 comentarios:

  1. Me has recordado que tengo que hacer eso con unos cuantos cajones jejejeje.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo me lo voy a tomar en serio y este verano haré limpieza. Besos! Gracias por pasarte!

      Eliminar
  2. Se sabe cuando se empieza pero no cuando se acaba :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente. Pero este verano le voy a meter mano a la casa y me voy a deshacer de todo lo que lleve cogiendo polvo. Besos!

      Eliminar